Carla Otero: «Busco torear con la mayor pureza y verdad posible»

Entrevista por Noelia Crespo | Fotografías por Susana Ortiz

Continuando con las actividades invernales y para seguir fomentando la afición, hemos querido contactar con Carla Otero, una joven novillera sin caballos madrileña que actuó en la reapertura de la Venta del Batán y que la temporada pasada causó sensación en la mayoría de las plazas en las que toreó.

[P] Para comenzar Carla, cuéntanos ¿desde dónde y cuándo te viene tu afición por ser torera? ¿Hay antecedentes taurinos en tu familia?

[R] La afición por el toro me viene desde que lo vi por primera vez, no muy pequeña, cuando vine a vivir a Guadalajara. Me la transmitió mi padre, aunque en mi familia no hay ningún antecedente taurino, ni siquiera de aficionados.

[P] Madrileña, actualmente eres alumna de la Escuela Taurina de Guadalajara, pero ¿cómo es ese momento en el que le dices a tus padres que quieres entrar en la escuela taurina? ¿Sentiste ese apoyo tan necesario?

[R] No tuve un momento claramente de decir que quería entrar en la escuela, fue todo sobre la marcha. Cuando mi hermano ya estaba en la escuela yo iba a verle a los entrenamientos y a algún tentadero, y un día que andaba por allí me invitaron a coger los trastos y ver qué sentía. Desde ese momento empecé a ir un día por semana, como actividad extra escolar, y hasta el día de hoy que ya es parte de mi vida. Mis padres siempre nos han apoyado en todo, tanto a mi hermano como a mi; y creo que sin su apoyo nada hubiera sido posible.

[P] Además nos gustaría conocer, ¿a qué edad y en que momento toreaste por primera vez un animal?¿cómo fue?

[R] Fue con 12 años recién cumplidos, en la plaza de Yunquera de Henares en un tentadero de la escuela con vacas de Sandra Sopeña. En ese momento no tenía ni idea de cómo se cogía una muleta, y solo fui a ver el tentadero. Pero el maestro Jesús De Alba se acercó a mí y me dijo que si me gustaría salir a torear con él, que la becerra era muy buena, y yo le dije que sí. Salí con él, y la realidad es que pasé mucho miedo, de hecho me escondía detrás de él y ni veía pasar a la vaca, pero me sentí muy especial ese día.

[P] El mundo del toro es complicado y por tanto queremos conocer un poco tu día a día, ¿cómo es?, ¿sigues estudiando?, ¿cuántas horas o días le dedicas a la profesión? Y a la escuela ¿cuántos días vas?

[R] Todos mis días se dividen en estudiar y entrenar, no me da tiempo a otra cosa. Estudio primero de bachillerato y el estudio en ocasiones me condiciona el entrenamiento, ya que es un nivel avanzado que requiere más tiempo de estudio. A la escuela vamos dos días estipulados por semana, aunque entreno a diario, bien en la escuela o por mi cuenta.

[P] Uno de los momentos especiales de toda persona que quiere llegar a ser torero es el vestirse por primera vez de luces. ¿Qué tal fue el debut? ¿Cómo te sentiste?

[R] El debut fue en Roquetas de Mar, un 19 de julio con una novillada de Santiago Domecq. Fue un día muy bonito que no olvidaré nunca, más que por la faena, que no fue la mejor de esta temporada; pero si por las emociones que viví esa tarde, me sentí muy a gusto y disfruté en todo momento.

[P] De esta etapa de becerrista, ¿en qué tarde, de momento, crees que has demostrado tu mejor versión como torera?

[R] Ha habido muchos días buenos, pero también muchos malos. Si me tuviera que quedar con una, la mejor y la más redonda sería la tarde de Alicante, el 20 de junio de este año.

[P] Imagino que para empezar en este mundo te fijarías en algún torero que especialmente te gustara. ¿Que toreros han sido tus referentes?

[R] Me fijo en todos, pero los que más me gustan actualmente son los maestros José Tomás, Paco Ureña y Alejandro Talavante.

[P] Aunque todavía eres muy joven, para aquellos que te conozcan menos o no te hayan visto antes, ¿cómo les definirías tu concepto? y ¿cuáles crees son tus puntos fuertes y a mejorar?

[R] Ahora mismo pienso que aun no tengo el conocimiento suficiente como para definirme bien, y quizá el que deba hacerlo es aquel que me ve torear, pero yo lo que busco es la mayor pureza y verdad posible. Cosas por mejorar, evidentemente, hay muchísimas, pero la espada es lo que más me obsesiona.

[P] Hablando de temas más generales, ¿cómo valoras el sistema de novilladas? ¿Es realmente tan difícil para los novilleros abrirse un hueco en este mundo?

[R] Está complicado todo, en general. Y me atrevo a decir que el abrirse camino yendo por libre y sin estar en una escuela taurina es prácticamente imposible. En mi caso y en el de la mayoría de los novilleros de la actualidad, todo lo que toreamos se lo debemos a las escuelas taurinas que apuestan por nosotros.

[P] Tratando el ámbito ganadero, aunque imagino que desconozca muchas ganaderías todavía, ¿qué ganaderías o encastes crees que se pueden adaptar mejor a tu forma de torear?

[R] Hoy día, evidentemente no creo que pueda elegir, ya que no he toreado todas las ganaderías y todos los encastes, y además ahora estoy para torear todo lo que me echen, sin mirar el hierro.

[P] La gente que te ha visto torear habla muy bien de ti. ¿Cómo te hace sentir eso? ¿Sientes la responsabilidad de agradar?

[R] La verdad que es algo que me alegra, de eso se trata también. Es una responsabilidad que tengo, la de agradar, más que nada porque si no gustas a la gente, que es la que paga, no irán a verte ni ahora ni en un futuro.

[P] Además todos sabemos que este mundo se ha caracterizado siempre por una mayor presencia de toreros que de toreras. ¿Has tenido alguna vez alguna dificultad por el hecho de ser mujer y querer ser torera?

[R] No, nunca.

[P] 2018 y 2019 han sido dos años de gran importancia para ti, ¿qué han supuesto en tu carrera?

[R] Yo creo que ahora, la etapa de becerrista y sin caballos, es una etapa de rodaje y aprendizaje y todo lo que te aporta es una evolución día a día.

[P] Muchas gracias Carla por concedernos este tiempo para conocerte mejor. Queremos desearte mucha suerte para la temporada y para que continues en este camino tan complicado como bonito. Ojalá podamos verte cada vez en más sitios triunfando.

[R] Muchas gracias a ti, Noelia.


Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (0) in /home/altoroes/public_html/wp-includes/functions.php on line 4344